Londres, Inglaterra.- El serbio Novak Djokovic le cerró la puerta de nuevo a Roger Federer en Wimbledon con una victoria sintomática que le confirma de nuevo como el gran dominador del tenis mundial y deja al suizo de casi 38 años con la sensación de que quizá ya no podrá aumentar su cuenta de títulos de Grand Slam, que está en 20.

En una final preciosa, vibrante y eterna, el serbio (32) repitió título y suma ahora 16, cuatro menos que su rival y dos por debajo de Nadal (18): 6-7 (5), 6-1, 6-7 (4), 6-4 y 13-12 (3) en cuatro horas y 55 minutos.

El hecho es que ha ganado cuatro de los últimos Majors: Wimbledon 2018 y 2019, US Open 2018 y Australia 2019.

 En Londres levantó su quinto trofeo en siete finales ante un Federer que lo dio todo pero que terminó hincando la rodilla ante el actual rey por tercera vez en el duelo por título del grande británico.

 Fue su 48º enfrentamiento (26-22 para Nole), el 16º en el más alto nivel (10-6 gana el balcánico) en su quinta gran final (4-1 Djokovic).

DEJA UN COMENTARIO

Ingresa tu comentario
Ingresa tu nombre